Comparte:
EL OSO HORMIGUERO Y LAS ABEJAS

Un oso hormiguero irrumpió un día en un panal de abejas, en busca de comida. Recibió tantos picotazos que tuvo que salir corriendo de allí.

Moraleja: Si cambias tus hábitos alimentarios o haces dieta, infórmate bien acerca de las posibles consecuencias.

81.58%

votos positivos

Añade tus comentarios